sábado, 13 de abril de 2013

DESAFÍOS PARA LOS ESTUDIANTES EN ENTORNOS VIRTUALES

De la misma manera como el tutor tiene un "nuevo papel" en el sistema educativo que se da a través de entornos virtuales, el mismo alumno adquiere una nueva dimensión en la que se presenta como el "eje" del proceso y los objetivos de aprendizaje.

De muchas maneras, el alumno abandona esa cierta "actitud pasiva" que lo identifica en un proceso presencial, donde se le direccionan grandes cantidades de conocimiento y él solo tiene que recibirlos y absorberlos a modo de esponja.

En los entornos virtuales, la responsabilidad del propio aprendizaje está completamente a cargo del alumno, de su dedicación, esfuerzo y disposición para recibir e interiorizar lo aprendido, y buscar todos los medios necesarios de orientación, respuesta y aclaración de dudas, cuando se le presenten inconvenientes en el logro de los objetivos.

Las investigaciones indican que los alumnos involucrados en los programas de educación a distancia poseen ciertas características que influyen en su desempeño en los cursos:

  • Son alumnos con autoestima que buscan mayor educación.
  • Son personas con muchas ocupaciones.
  • Son personas altamente motivadas y autodisciplinadas.
  • Tienen altas expectativas. Buscan contenidos de calidad.
  • No solo pretenden conocimientos sino también contactos sociales.
  • Exigen atención personalizada por parte de su tutor.
  • Mantienen una actitud seria y responsable a través del curso.

Entre las principales dificultades y desafíos manifestados por los alumnos se destacan las siguientes:

  • Dificultad para mantener la motivación. Se requiere de una alta motivación para completar los cursos a distancia, por que no hay contacto cara a cara en forma periódica con el tutor y con el resto de los compañeros. Este punto debe ser atendido por una eficiente gestión del tutor cumpliendo funciones orientadoras que logre motivar la interacción y el intercambio entre los estudiantes.
  • Temor de no poseer el nivel de conocimiento requerido. Los alumnos a distancia pueden sentirse inseguros de sus capacidades o habilidades.
  • Temor de no tener contacto con compañeros y tutor. Teme sentirse abandonado y solo ante la tarea a realizar.
  • Feedback más lento. Se considera que la corrección de los errores de los alumnos suele ser mas lenta que en la educación presencial.
  • Formación solo en contenidos. Se piensa que esta educación puede ser muy enciclopedista.
  • Incertidumbre. El alumno puede no saber a priori qué se espera de él en el curso.

por esto, podemos destacar que en entornos virtuales de aprendizaje, el alumno se caracteriza por ser:

Autodidacta: 


Al no tener un contacto "más cercano" con el docente, el/la estudiante deberá desarrollar su capacidad de autoaprendizaje. Tomar los contenidos, las experiencias e información de los foros y asimilarlos, analizarlos y ponerlos en práctica dentro de su realidad, entonces llegará el verdadero conocimiento.

  • Gran parte de la responsabilidad en cuanto a tiempo dedicado, búsqueda de información y construcción del conocimiento recae sobre el estudiante.
  • Debe ser capaz de mantener una alta motivación.
  • La diversidad cultural puede actuar como un factor limitante, debe trabajar en un entorno colaborativo respetando esa diversidad.
  • Tendrá que (en algunos casos) aprender a utilizar las herramientas tecnológicas para poder apropiarse del conocimiento específico.
  • Al no estar presente la figura de fuente del saber del docente tradicional, deberá ser capaz de desarrollar su espíritu crítico en cuanto a la información encontrada/aportada. La ausencia de esta figura también hace recaer la responsabilidad de la integración de conocimientos sobre él.
  • Ser consciente de la necesidad de participación para un aprendizaje grupal
  • Contar con equipamiento tecnológico necesario o posibilidad de acceso a estos.
  • Dependiendo la edad y condiciones socio culturales, será indispensable un apropiado manejo de PC
  • Debe tener un alto sentido de inquietud y autoevaluación crítica, que le permitan identificar por sí mismo inconvenientes o errores en el proceso formativo.
  • Así mismo, debe tener plena capacidad de autocorrección, en caso de que sus propios métodos no den el resultado esperado y deba cambiarlos.
  • Debe abandonar sus propios temores y desarrollar cualidades automotivacionales.
  • Debe volverse estricto y estructurado consigo mismo, definiendo el mejor método para su auto educación efectiva.
  • Debe mantener un pensamiento reflexivo. El ejercicio de la crítica, de la lectura reflexiva, de la interrogación al texto, de la interpretación de los mensajes implícitos conllevan una ejercitación que posibilita el razonamiento inductivo.



Alfabetización y competencias digitales: 


La aparente familiaridad de los estudiantes con los entornos digitales no significa necesariamente que estén alfabetizados digitalmente. Es decir, que conozcan la estructura de la red, que distingan la fiabilidad de las fuentes y el valor de la actualidad de la información, los criterios de búsqueda y la lectura crítica de los contenidos y las imágenes que se les presentan en las plataformas informativas.Uno de los desafíos será la comprensión lingüística y técnica de los sistemas de codificación digital.


En términos de Pérez Illera hablaríamos de competencias: técnicas (saberes relacionados con el manejo de instrumentos y/o dispositivos tecnológicos ) y representacionales (habilidades de decodificación y codificación tanto lingüística como paralingüística). Probablemente,sean estas últimas las que implican un mayor desafío en su adquisición y desarrollo ya que los entornos virtuales son cada vez más amigables lo que hace que el saber técnico de los usuarios pueda ser cada vez menos requerido. No son dificultades técnicas sino, fundamentalmente, de orden semiótico y comunicativo las que impiden la transformación de los usuarios en prosumidores (productor + consumidor). 


En este contexto, el alumno de educación a distancia (no exclusivamente sino más que el resto) debería contar con la capacidad de comprender y elaborar mensajes de naturaleza semiótica compleja e hipermedial lo cual implica que debe conocer y dominar múltiples sistemas de codificación y las diferentes arquitecturas de la información.

La competencia digital es una cualidad que debe desarrollarse en forma general para el uso de las herramientas relacionadas y en particular para la plataforma de e-learning propuesta. Así pues una de los desafíos que enfrenta el estudiante en entornos virtuales es lograr que la plataforma de trabajo llegue a ser una herramienta que canalice sus necesidades en forma efectiva. 

La distancia es un obstáculo implícito que pretende superarse mediante el entorno de e-learning, sin embargo, su uso correcto no necesariamente puede o debe lograr una interacción similar a la presencialidad, algunas características permiten una interacción aun más poderosa. La capacidad del alumno para lograrlo es uno de los desafíos que este enfrenta. Los docentes juegan un rol importante en motivar el correcto uso de estas potencialidades.

Gestión de los tiempos de estudio:


 en el caso del e-learning asincrónico los docentes suelen pautar tiempos en forma general. Queda sobre el alumno la responsabilidad de la organización de su tiempo día a día. Aun cuando esta es una de las cualidades de la educación a distancia más buscada por los alumnos es al mismo tiempo una de las más difíciles de manejar.

Las pautas de cursado dadas en la educación presencial permiten la generación de una rutina y requieren trasladarse a un espacio particular donde se participará del proceso de enseñanza-aprendizaje. En e-learning el alumno deberá autogestionar su tiempo y evitar las distracciones de un entorno físico no específico para el aprendizaje tradicional, ya sea su hogar, trabajo, etc. Esto requiere la fortaleza para discontinuar las actividades domésticas o de trabajo y dedicar el tiempo correspondiente al estudio solo por motivación propia y no por requisitos de asistencia o la oportunidad de escuchar una clase sobre el tema.



Nuevos objetivos a alcanzar por los estudiantes en entornos virtuales
Los estudiantes de entornos virtuales deberán alcanzar algunos objetivos básicos necesarios para el aprendizaje a distancia, estos objetivos se pueden resumir en 4 postulados:

  • Generar una sistematización de los estudios que se adapte a la modalidad a distancia
  • Generar instancias de organización que permitan el trabajo autónomo
  • Generar nuevas rutinas académicas propias de la modalidad a distancia, a través de entornos virtuales
  • Enfrentarse con nuevos problemas a resolver, entre ellos el acceso a las tecnologías y su implicancia social y el requerimiento de un conocimiento instrumental y técnico de las NTIC.

Una vez alcanzados estos objetivos el estudiante inmerso en entornos virtuales podrá comenzar a experimentar un proceso de aprendizaje característico de este tipo de modalidad, estos nuevos procesos pueden caracterizarse por las siguientes tareas:

  • Trabajo autónomo
  • Lectura y visualización del material educativo
  • Trabajo colaborativo e interactivo

Estas nuevas tareas son características de los nuevos procesos de aprendizaje enmarcados por los entornos virtuales, las mismas son realizadas por los estudiantes en forma simultánea durante todo el cursado. Este tipo de tareas particulares de la educación a distancia también se convierten en un desafío para los nuevos estudiantes, pero desafío que, una vez logrado, formarán parte de la vida del nuevo "estudiante dentro de entornos virtuales"

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada